ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .

Crítica de «Berberian Sound Studio» (***): El horror fuera de campo

¿Qué lleva a Mr. Strickland, inglés de Berkshire, a revisitar el cine europeo de subgéneros de los años 70?

Día 21/07/2016 - 21.33h

¿Qué lleva a Mr. Strickland, inglés de Berkshire, a revisitar el cine europeo de subgéneros de los años 70? No caeremos en el psicoanálisis sobre todo cuando el resultado es tan estimulante como The Duke o Burgundy o como esta que nos ocupa, presunto homenaje al giallo, el tipo de thriller meticulosamente sádico de Dario Argento y compañía; de nuevo, el efecto Tarantino: el pastiche supera al original. Detalle importante: nunca vemos nada de esa película de brujas torturadas por la Inquisición (?por el Argento de turno) para buscar en sus cuerpos desnudos la marca del diablo. Todo el horror está en off porque nuestro protagonista es un técnico de sonido: oimos gritos y el gore se reduce a la técnica de evocar violencia física apuñalando lechugas y otras viandas vegetarianas. Mucho mal rollo, de todos modos, porque las imágenes en primerísimo plano, la obsesión científica por girar un botón hasta captar el decibelio centesimal de la muerte, los diagramas que parecen dibujados por Greenaway? todo nos va metiendo en el cerebro del técnico hasta que algo hace clic. Y ese chasquido mental se nos describe con un mix del Bergman de Persona y del cine experimental de Tscherkassky que nos hace mirar con renovado respeto a este Mr. Strickland capaz de mezclar la alta y la baja cultura del cine sin ningún complejo?

Comentarios