ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
El espectacular cambio físico de Chris Pratt, protagonista de «Guardianes de la galaxia»
Chris Pratt, en diferentes papeles y en «Guardianes de la galaxia» (derecha)

El espectacular cambio físico de Chris Pratt, protagonista de «Guardianes de la galaxia»

Los abdominales del último héroe de Marvel han experimentado un notable desarrollo desde que rodó la serie «Parks and Recreation»

Día 20/08/2014 - 13.19h

«Si mueves el culo, realmente solo te lleva seis meses estar así. Seis meses se pasan rápido». Lo decía en la Comic-Con hace unos días Chris Pratt, el nuevo héroe Marvel gracias a su personaje de Peter Quill en «Guardianes de la galaxia». Su transformación desde aquel rechoncho actor de «Parks and Recreation» es más que notable y en la película número uno en la taquilla española deja ver los resultados.

Pratt esperó a los 34 años para ponerse en forma, a punto para el rodaje de la última «superpelícula» de Marvel. El personaje de Star-Lord requería unos abdominales notables y el actor no dudó en ponerse a dieta y hacer ejercicio para conseguirlo.

[Cuestión de kilos: los cambios físicos más asombrosos del cine]

El «milagro» ocurrió después de duras sesiones de gimnasio( 3-4 horas al día), correr, nadar, boxeo, el programa de fitnes P90X y kickboxing. Y por el camino se atrevió a completar un triatlón. Además, se ayudó de un entrenador personal y de un nutricionista que le impuso una dieta de 4.000 calorías diarias, además de mucha agua: «Estaba meando todo el día, esa parte fue una pesadilla», declaraba hace poco a la revista Men's Fitness.

Un físico adaptado a sus papeles

Las exigencias del guión han llevado a Chris Pratt a vivir una auténtica montaña rusa de ganancias y pérdidas calóricas en los últimos años. La última de ellas fue para interpretar al acompañante de Vincent Vaugh en «¡Menudo fenómeno!»: tuvo que ganar 25 kilos para el papel de Brett.

«Los primeros 9 kilos que gané entonces fueron por simpatía, porque mi mujer estaba embarazada» -está casado con la actriz Anna Faris, con la que tiene un hijo- «el resto lo gané siguiendo la máxima 'si está ahí, cómetelo'». En las comidas, afirma, siempre se pedía don entrantes antes del plato principal y nunca faltaba a su cita con el postre, además de pedir cerveza con su menú.

Previo a este proceso de engorde, Pratt había tenido que bajarse de peso para su papel de marine en «La noche más oscura». Sin embargo, en aquella ocasión lo consiguió de modo autodidacta, sin entrenador personal y haciendo 500 abdominales al día. «Me sentía fatal después de todo aquello. Y me tuvieron que operar el hombro», contó a la revista People.

Afortunadamente para su físico, el próximo papel que interpretará, el de protagonista en «Mundo Jurásico», no le exigirá cambiar de nuevo su figura, algo que parece no apetecerle demasiado. «Ahora he perdido peso comiendo más comida, pero ingiriendo los alimentos correctos, saludables. Y después del rodaje de 'Guardianes de la galaxia' no me sentía hambriento. No creo que me vuelva a poner gordo», afirma.

Comentarios