ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
Channing Tatum: de stripper con dislexia a uno de los reyes de Hollywood
Channing Tatum, en su última película, «Foxcatcher»

Channing Tatum: de stripper con dislexia a uno de los reyes de Hollywood

Trabajó en la construcción, fue modelo, es uno de los actores mejor pagados y apuesta por filmes serios como «Foxcatcher»

D�a 20/10/2014 - 17.07h

A sus 34 años, Channing Tatum es uno de los actores mejor pagados de Hollywood, capaz de saltar de comedias para el gran público como «Infiltrados en la universidad» a proyectos más personales como la secuela de «Magic Mike» y de ahí a películas con aspiraciones al Ocar, véase «Foxcatcher». Un presente brillante que nada tiene que ver con unos inicios humildes y completamente alejados de los estándares de Hollywood.

Sabido es, porque volcó todas esas experiencias en el guión de «Magic Mike», que Tatum, que iba para estrella del fútbol americano pero se quedó por el camino, se ganó sus primeros dólares trabajando en la construcción y como stripper y bailarín. De ahí llegaría el salto al mundo de la moda, lo que le llevó a mudarse a Nueva York y dejar atrás sus modestos primeros pasos en estados como Alabama y Florida. Fue su físico el que le abrió las primeras puertas y le brindó la posibilidad de hacer la transición de las pasarelas a los platós, de ser modelo a convertirse en actor

Menos conocidas son sus dificultades en sus primeros años, todavía en el colegio, por culpa de la dislexia y el trastorno por déficit de atención con hiperactividad que padecía. «Nunca me he considerado una persona muy inteligente por muchas razones», se sinceraba recientemente Tatum durante una entrevista concedida a «T», el suplemento de estilo de «The New York Times». «Te ponen en clases con chicos con autismo o síndrome de Down y miras a tu alrededor y dices: "Vale, aquí estoy". O te ponen en las típicas clases y dices: Muy bien, obviamente tampoco soy como estos niños. Así que no estás en ninguna parte, simplemente eres diferente. El sistema está roto», reflexiona.

A pesar de todo, logró salir adelante. Lejos de avergonzarse de sus inicios, asegura que le fueron muy útiles en su transición al cine. «Ser un stripper me expuso a un montón de personas a las que no conocía y eso se ha convertido en un regalo. Gracias a eso hay muchos personajes que siento que puedo interpretar. Cuando la gente me dice que quiere actuar, les digo: "Vale, si tienes dinero para gasolina, ve a hablar con gente y descubre cómo viven. Claro, puedes ir a clases de interpretación, pero no es así como lo hice yo».

¿Un nuevo impulso?

«Foxcatcher» es la película que puede cambiar definitivamente la percepción sobre un actor al que, por ahora, se asocia fundamentalmente con películas de acción como «Asalto al poder» o la recién descubierta veta cómica de «Infiltrados en clase» y su secuela. Su compañero de reparto en «Foxcatcher», Steve Carell, es quien se está llevando las críticas más entusiastas, pero es Tatum quien protagoniza este filme basado en hechos reales, sobre un campeón olímpico de lucha que se debate entre dejar atrás la sombra de su hermano (Mark Ruffalo) y los planes de un rico heredero encarnado por Carell.

Al tiempo, trabaja en «Magic Mike XXL», continuación de su papel más autobiográfico, en la que no estará involucrado Matthew McConaughey, y se rumorea que podría dar el salto al universo de los superhéroes como Gambito en las nuevas aventuras de los X-Men. Sin olvidar su trabajo con los Wachowski en «Jupiter Ascending», que rodó varias escenas en Bilbao.

Comentarios