ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
«50 sombras de Grey»: sexo en una de cada cinco escenas
Imagen de uno de los tráilers de «50 sombras de Grey»

«50 sombras de Grey»: sexo en una de cada cinco escenas

Sus 20 minutos de alto voltaje superan la suma de erotismo de todas las películas estrenadas en 2014

Día 07/05/2016 - 16.15h

Doce escenas de alto voltaje. Veinte minutos con contenido no apto para todos los públicos de un total de cien. Erotismo en una quinta parte del metraje. Según las estimaciones de «The Sunday Times», la adaptación al cine de «50 sombras de Grey», que se estrena el próximo 13 de febrero, será más picante de lo que han sugerido últimamente su directora, Sam Taylor-Johnson, su protagonista, Jamie Dornan, y el resto del equipo.

[Beyoncé ya ha visto una caliente escena de «50 sombras»]

«Será la película más lasciva en más de una década», advierte «The Sunday Times», que cita la comparación que traza la web especializada Mr Skin: esos 20 minutos superan la suma de momentos picantes de las 100 películas (convencionales y proyectadas en cines) estrenadas en 2014 entre Estados Unidos y Reino Unido.

«The Guardian» establece una comparación que ayuda a valorar la carga erótica de «50 sombras de Grey»: «El último tango en París», muy controvertida en su momento (1972), contenía nueve minutos de escenas con carga sexual; «Eyes Wide Shut», el último trabajo de Stanley Kubrick, apenas dos minutos.

[Así es «Bound», la versión cutre de «50 sombras de Grey»]

En Estados Unidos la película podrán verla los espectadores menores de 17 años siempre que vayan acompañados de un familiar o tutor adulto. En el Reino Unido, sin embargo, la autoridad competente, la British Board of Film Classification, fue más allá este lunes: los menores de 18 años no podrán entrar en ninguna sala donde se proyecte el filme, recoge Deadline. Una valoración más restrictiva, que tiene en cuenta la fuerte carga de «dominación, sumisión y prácticas sadomasoquistas».

¿Más amor que sexo?

Ese es precisamente el epicentro de las novelas escritas por E. L. James en las que se basa la película: los gustos sexuales extremos del millonario Christian Grey, que introduce en este oscuro mundo a su becaria Anastasia Steele (interpretada por Dakota Johnson). Sin embargo, el actor que da vida a Grey, Dornan, ha insistido en varias entrevistas en que se centrarán en la historia de amor entre ambos en lugar de apostar por el morbo.

En la misma línea, la directora, Taylor-Johnson, desveló en un reportaje de Variety que la escena más polémica de los libros se eliminó del guion. «En la primera versión sentimos que había demasiado sexo», admitía. «No estábamos haciendo una película para sorprender a la gente por ser explícita. Queríamos atraer a la audiencia, no repelerla», afirmaba la presidenta de Universal Pictures, Donna Langley.

Incluso James, autora del material original, reforzaba la impresión de que la versión para la gran pantalla se había atenuado considerablemente: «Primero y ante todo, '50 sombras de Grey' es una historia de amor, y el sexo es solo una parte», eran sus palabras. «The Times» apunta ahora en una dirección opuesta: según el diario británico, la escritora acabó convenciendo a Taylor-Johson para que añadiera picante, hasta completar veinte minutos de alto voltaje.

Comentarios