ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
Mon Suárez: «Hay muchos tipos de zombis»
Mon Suárez con un ejemplar de «The Walking Dead. Todo mejora con zombis»

Mon Suárez: «Hay muchos tipos de zombis»

El crítico de series presenta «The Walking Dead. Todo mejora con zombis», una oda al género y a «la gallina de los huevos de oro de AMC» desde el punto de vista de un muerto viviente

Día 15/10/2015 - 12.42h

Mon Suárez, crítico de series y colaborador de ABC, tiene una «vida muy compleja». Quizá gracias a su profesión como embriólogo (trabajando en un laboratorio de reproducción asistida), valora lo que significa traer gente a la vida. Como si de una broma del destino se tratase, ha resucitado como «juntaletras» («lo de escritor aún me suena raro») para demostrar que «Todo mejora con zombis». Este es precisamente el título de su libro, una guía completa sobre «The Walking Dead», la serie que para Suárez se ha convertido en «la gallina de los huevos de oro de AMC».

Y reencarnado en uno de esos muertos vivientes, punto de vista desde el que devuelve a los zombis de la serie al papel del que salieron, el también bloguero pretendía «dar una vuelta de tuerca» a un subgénero que le fascina, escribiendo sobre algo que el espectador y seguidor de la serie ya conocía pero desde un ángulo «menos humano».

Como amante de la pequeña pantalla reniega de la vertiente de expertos que asegura que los límites entre esta y el séptimo arte se están disipando. Para él, «la televisión es la televisión y el cine, el cine. Pero es cierto que los grandes creadores ya no consideran a la gran pantalla un símbolo de mayor estatus a la hora de crear una obra maestra». Y es que «la caja tonta» admite argumentos más profundos, aportando a las series un ritmo diferente, «más pausado, que permite que una historia pueda contarse mejor».

Un subgénero revitalizado

Y quizás por eso, a pesar del éxito que el subgénero zombi reportó en el celuloide con la adaptación de videojuegos como «Resident Evil», Robert Kirkman apuntó a la televisón para adaptar el cómic homónimo, un proyecto que incubó durante años y por el que luchó hasta que AMC se cruzó en su camino y apostó por los muertos vivientes. Porque a pesar de que fue George A. Romero el que abrió la brecha entre el mundo de los vivos y los muertos, la sociedad está ahora más dispuesta que nunca a consumir este producto. El crítico admite que aunque nunca estuvo muerto, el interés que suscitaba esta temática era minoritario, y «la era de los videojuegos, internet y el auge de las series de televisión» han vuelto a situar a los zombis en el mapa; el estreno de la película «"28 días después", los libros de Max Brooks y los cómics de Kirkman fueron la leña que avivó una hoguera que nunca se apagó» desde que «The Walking Dead» llegó a la pequeña pantalla.

Por eso Suárez eligió esta temática para su salto al papel. «Los zombis siempre son la guinda de un pastel, no suelen ser el plato fuerte del film, serie o novela en la que aparecen, sino que son ese aditivo que hace que todo mejore con ellos», asegura. Estos personajes permiten hacer crítica o sátira social, o simplemente sirven de excusa para empujar a los humanos a situaciones límite y así explorar esas nuevas actitudes y comportamientos que provocan. La serie de AMC «pretende mostrar que cuando las reglas desaparecen, la gente se convierte. Algunos serán héroes, otros villanos. Pero las personas no son las mismas cuando la sociedad se desmorona», confiesa Suárez.

Y en un limbo entre ese héroe y villano, porque «aquí todo es gris», se perfila el protagonista de esta ficción que acaba de estrenar su sexta temporada. Rick, al que da vida un gran Andrew Lincoln, es también «el hilo conductor» de la serie. Pero el personaje favorito del colaborador de ABC es Michonne, porque «desde su aparición simboliza la fuerza y la fragilidad de quien tenía una vida normal pero tras el apocalipsis ha tenido que aprender a sobrevivir a toda costa».

Paralelismo con «Juego de tronos»

Pero... ¿dónde radica el éxito de «The Walking Dead»? Para algunos está en la sangre fría de su creador, a quien no le tiembla el pulso y es capaz de matar a cualquiera de los protagonistas de forma inesperada, como George R. R. Martin. «El factor sorpresa ayuda a mantener al espectador sentado en su sillón», comenta Suárez, que además de la calidad y el talento del reparto halla otro paralelismo entre esta ficción y «Juego de tronos»: (SPOILER) «En "GOT" también hay zombis, claro...». Pero para el crítico de series, lo que hace diferente a esta ficción es «que todos nos hemos sentido Rick en algún momento... o el Gobernador (el villano de la serie)».

Lejos de los conceptos que se han asentado en gran parte de la sociedad, «hay muchos tipos de zombis», y cada uno tiene su aquel. Algunos corren, otros andan, los hay que se curan (como en la serie «In the Flesh») o muertos vivientes que no lo parecen, como en la francesa «Les Revenants». Y a pesar de que una de las reglas principales de George A. Martin ?y que el «resucitado» Mon Suárez sigue a pie juntillas? sobre estos «caminantes» es que «un zombi que no parece un zombi no es uno de los nuestros», la versatilidad del subgénero, que permite fagocitarlo con otros, posibilita su constante reinvención, haciendo que con cada nueva eventualidad se experimenten diferentes e interesantes situaciones. Eso hace la gala «Les Revenants» al dotar a esa especie de zombis-no podridos de razón y de emociones.

Comentarios