ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
Y Spike Lee llegó a la Berlinale

Y Spike Lee llegó a la Berlinale

El director no defraudó y se despachó a gusto contra Hollywood y la falta de diversidad en los Oscars

Día 16/02/2016 - 21.41h

Se esperaba la llegada de Spike Lee a la Berlinale y no defraudó despachándose a gusto contra Hollywood y la falta de diversidad en los Oscars. «Yo no estoy boicoteando los Oscars, simplemente mi mujer y yo hemos decidido no ir. Cada año en la sección de interpretacion hay 20 espacios abiertos para 20 actores y en los últimos dos años ningún actor de color ha sido nominado. Si eres un tipo al que le gustan los deportes eso quiere decir 40 a 0 y creo que se han dado muy buenas interpretaciones entre las minorías. Con nuestra actitud hemos provocado cambios, la Academia ha hecho cambios positivos gracias a nuestra reacción, no solo la mía o la de Will y Jada, sino que se ha sumado mucha más gente».

Acompañado por Nick Cannon y John Cusack, dos de los protagonistas de su película Chi Raq, con la que compite en la Berlinale, Lee explicó que la culpa de lo que sucede en Hollywood no es únicamente de los miembros de la Academia. «El problema no es la Academia, ni los Oscars, son los guardianes de la puerta. Esos que se sientan en las reuniones de los estudios, son los que hacen las películas, las series, incluso si no crees en diversidad los encargados del negocio deberían pensar en el enorme mercado que existe y dejan fuera. Mira lo que consiguió Universal este año».

Para Cusack hoy en día se da demasiada importancia a los premios. «En Hollywood hay enormes campañas entre los estudios que luchan por conseguir un Oscar o una nominación. Antes los artistas hacían películas y dedicaban una semana a los premios, ahora siento que durante dos meses se hacen películas y dedicamos diez meses a los premios» dijo provocando la risa.

Cuestionados por sus ideas políticas Cusack aseguró que iba a votar a Bernie Sanders igual que Spike Lee. «Bernie es de Brooklyn, claro que voy a votar por él. Me daría miedo que Trump fuera Presidente» admitió Lee. Cuestionado por el titulo de su película y el enfrentamiento que mantuvo con el alcalde de Chicago Lee se defendió.

«El día que me encontré con él la policía llegaba a un acuerdo con la familia de uno de los jóvenes asesinados por la policía. Al alcalde no le gustaba el titulo de mi película porque iba a dañar el turismo y el desarrollo económico de la ciudad, pero, la verdad, el desarrollo económico no existe en los barrios del sur, ni tampoco hay». Defendiendo el genero satírico, del que hemos visto ya varios filmes en la Berlinale, Lee terminó diciendo. «Me gusta este estilo de cine, mis películas favoritas son sátiras como Dr. Strangelove de Stanley Kubrick».

Comentarios