ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
Cuando Elvis se reunió con Nixon: la pintoresca historia detrás de esta foto
El encuentro entre los dos personajes se produjo el 21 de diciembre de 1970

Cuando Elvis se reunió con Nixon: la pintoresca historia detrás de esta foto

Una película, protagonizada por Kevin Spacey y Michael Shannon, describirá este raro encuentro por el que el Rey del rock pretendía conseguir una placa de agente federal para participar en la lucha contra la droga en su país

Día 26/04/2016 - 12.12h

La mítica foto que da testimonio del encuentro entre Richard Nixon y Elvis es el artículo más demandado por la gente en el Archivo Nacional de los Estados Unidos, por encima de la llegada del hombre a la Luna. Si la instantánea es ya más que curiosa, con el Rey del rock vestido con un traje de terciopelo púrpura, los hechos que envuelven la reunión son tan pintorescos que incluso se ha rodado una película satírica del asunto, protagonizada nada menos que por Kevin Spacey («House of Cards», «American Beauty»), en el papel del presidente de los Estados Unidos, y Michael Shannon («Boardwalk Empire», «Take Shelter»), como el artista Memphis.

El 21 de diciembre de 1970 en un vuelo hacia Washington DC, Elvis, que casi nunca escribía, pidió que le trajeran unas hojas y redactó una carta de seis folios ofreciéndole al presidente «cualquier servicio que yo pueda hacer para ayudar a mi país», según cuenta la BBC. Sobre todo quería conseguir una placa de agente federal bajo el pretexto de convertirse en voluntario en la lucha contra las drogas. El Rey, que volaba directo a la Casa Blanca, pretendía darle en mano la carta al presidente. Aunque primero pasó por Egil Krogh, el asistente personal de Nixon, que por suerte era fan del artista. Finalmente se concertó el encuentro un poco después. Los consejeros del político vieron un filón en todo ello...

La rocambolesca reunión, que se gestó con una carta de seis páginas, tenía un fin: Elvis quería una placa. El Rey, que pretendía convertirse en un agente federal en la brigada de narcóticos, llegó al encuentro con varias fotos de la familia y un Colt 45, un revolver que entregó como regalo personal al presidente Nixon. «Se viste usted de forma extraña, ¿no cree?», dijo Nixon. «Usted tiene su show y yo tengo el mío, señor presidente», contestó el Rey.

El asistente Krogh, que posteriormente escribió un libro sobre este legendario encuentro, contó en sus notas como Elvis dijo que «pensaba que los Beatles habían sido un apoyo real para el espíritu anti-americano». El presidente, según recoge la BBC, le dio su opinión: «Aquellos que toman drogas están también en la vanguardia de la protesta anti-americana».

Elvis, una ideología muy conservadora

En la presentación del filme en el marco del Festival de Tribeca, Spacey, que vuelve a ponerse en la piel de un presidente de EEUU después de triunfar en la piel de Frank Underwood en la exitosa serie «House of Cards», broméo: «Sí, bueno, a partir de ahora solo interpreto presidentes».

En cuanto al otro protagonista del filme, Michael Shannon, aseguró que fue «un reto enorme» meterse en la piel de alguien tan querido y reconocible como Elvis Preysler. «Fue un trabajo de documentación muy difícil porque no hay casi material sobre él», ironizó el actor, que señaló que descubrió cosas sobre el personaje como «una ideología mucho más conservadora de lo que parecía».

La comedia cuenta igualmente con actores secundarios de lujo como Alex Pettyfer, Johnny Knoxville y Colin Hanks, que interpretan a los sufridos asistentes que deben organizar la rarísima cita entre dos de los hombres más famosos del mundo occidental en 1970.

Comentarios