ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
Pedro Almodóvar: «No creo que se me quiera poquito en España»
Pedro Almodóvar, junto a Adriana Ugarte y Emma Suárez, este martes en Cannes

Pedro Almodóvar: «No creo que se me quiera poquito en España»

Durante la presentación de «Julieta» en Cannes, el director manchego reconoció sentir que su hermano Agustín y él eran meros figurantes en los papeles de Panamá

Día 17/05/2016 - 21.20h

En este nuevo mundo en el que vivimos, lleno de titulares sin contenido, la película Julieta dice en sus silencios más que esa marabunta que escribe en menos de ciento cuarenta caracteres. Cannes ha recibido a Pedro Almodóvar con la ovación negada, haciendo valido aquello de que el artista se reivindica en su arte.

«No creo que se me quiera poquito en España, pero es cierto que fuera me dan más premios. Quiero decir que no me siento maltratado en España. En experiencia, que es cuando salgo a la calle y salgo a la calle todos los días, la gente con la que me encuentro me trata de un modo muy familiar. He decidido, desde hace tiempo, vivir en España y hacer mis películas en español, y no seria ni grato ni agradable ni positivo que yo tuviera el pensamiento de que la gente me trata mal, es mi cultura, es mi lengua, estoy allí y le doy valor a las cosas que estoy viendo y viviendo cotidianamente».

En la rueda de prensa del Festival de Cannes durante la presentación de Julieta, Almodóvar reconoció sentir que su hermano Agustín y él eran meros figurantes en los papeles de Panamá, una frase que luego nos explicaría a los medios españoles. «Sí, Estamos en un Festival de cine y fue un modo de abordarlo. Como si esta historia fuera una película. Lo que he vivido en mis carnes y no voy de victima en absoluto, es que no me parece justo que me hayan convertido en el protagonista de este asunto cuando no lo soy en absoluto. Soy figurante sin frase, si esta filtración ayuda y es un aviso severo de que no haya escondites, es algo que aplaudo. Pero también es cierto que, en mi experiencia de estas semanas, no estoy de acuerdo tampoco con la mercantilización de la información».

Atreviéndose a concursar en Cannes, donde Woody Allen y Steven Spielberg son extras que no creen en la competición, Pedro Almodóvar suena ya para llevarse la Palma dorada. «Uy, ojala. No tengo el talento de Woody Allen o de Steven Spielberg, pero si vengo a Cannes prefiero hacerlo en competición porque quiero demostrar que no soy una vaca sagrada», admitió al empezar a hablar con la prensa. Con ese talento suyo para la palabra, el manchego convirtió a los periodistas en testigos de sus deseos implorando que nadie escriba su biografía.

«Mi cine habla de mi, si yo quisiera escribirla bastaría ver cada una de mis películas, en ellas, en algunos de mis personajes, estoy yo, soy yo, y probablemente son aquellos papeles que nadie imagina. Podría hacer un relato autobiográfico simplemente citando las veinte películas, pero estoy hambriento de futuro y de que el futuro sea lo más longevo posible. Yo no miro para atrás».

Comentarios