ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
Mia Wasikowska: «Alicia es el arquetipo de mujer indomable»

Mia Wasikowska: «Alicia es el arquetipo de mujer indomable»

La actriz australiana se mete en la piel del clásico personaje de Lewis Carroll por segunda vez, esta vez sin Tim Burton

Día 27/05/2016 - 03.57h

El vandalismo con qué Disney reinterpreta los grandes cuentos de la literatura se reedita en «Alicia a través del Espejo», la secuela que Lewis Carroll, o mejor dicho Charles Lutwidge Dogson, escribió tras su «Alicia en el País de las Maravillas». Cualquiera con capacidad para leer ha tenido entre sus manos un ejemplar de Alicia. Sus aventuras exploran la situación del personaje en distintos paisajes, una heroína sacada de la imaginación de un hombre supuestamente enamorado de la niña que retrata. «El éxito de Alicia es que es un personaje subjetivo, porque todo el mundo tiene con él una relación diferente. Es el arquetipo de la mujer indomable, aventurera. Los libros de Alicia han sobrevivido al tiempo porque el cuento se puede interpretar de millones de formas distintas» explica Mia Wasikowska, la actriz australiana que por segunda vez en su carrera se mete en la piel de Alicia. «En este filme tuvimos más sets que en el anterior, lo que nos permitía entender mejor el concepto de los personajes. Es difícil rodar con efectos especiales porque las únicas referencias reales para la actuación terminó siendo el vestuario y las interpretaciones de los otros actores» reconoce Mia.

Wasikowska regresa seis años después de su debut en el cine norteamericano al papel que la lanzó en Hollywood como una de las grandes estrellas de su generación. Pero en esta ocasión no tiene a Tim Burton tras las cámaras, sino a James Bobin. «El primer filme de Alicia fue una gran experiencia para mí. Yo solo tenía 18 años y no había salido de Australia, pasar tres meses rodando en Estados Unidos me pareció algo fascinante. Sigo siendo una novata en la industria del cine, aunque ya no estoy tan verde como entonces. Creo que ahora me siento más cómoda con la actuación y los efectos especiales». La actriz reconoce que ha tenido que adaptarse al cambio de realizador y a sus diferencias personales. «Ambos son geniales, pero muy distintos. A Tim le gusta articular lo que quiere con imágenes visuales, recuerdo que me mostró fotografías que hacían referencia a la visión que buscaba lograr. James prefiere discutir las escenas, los movimientos, dirige desde una perspectiva emocional y es mucho más verbal que Tim» explica Mia.

La realidad y los sueños del mundo al revés de Carroll se articulan en esta segunda entrega de las aventuras de Alicia. Un filme donde encontramos a la niña preguntándose cómo será el mundo al otro lado del espejo. Su sorpresa es mayúscula cuando descubre que puede atravesar esa barrera, dándose de bruces con la otra «realidad». En este viaje halla un libro de poesía invertida, el Jabberwocky que sólo puede leerse reflejándolo en el espejo. «Me gusta el concepto de viajar en el tiempo que plantea esta historia porque pone de relieve la importancia de vivir en el presente. No debemos perder el tiempo ya que cada cosa que vivimos es crucial para el futuro, para dar forma a nuestra personalidad» advierte Mia con cierta timidez. Para ella es un orgullo formar parte del universo de las princesas de Disney. «Las veo como mujeres con aspiraciones y me siento muy orgullosa de interpretar a Alicia dentro de este tipo de genero cinematográfico. Estoy enamorada el personaje porque representa a una joven fuerte, independiente y es un gran modelo a seguir para las niñas que inician su conocimiento en el cine» revela Wasikowska.

Rendidos al vestuario

Frente al aspecto filosófico de la historia de Carroll y su ambivalencia entre experiencia e intelecto, destaca el vestuario que aparece en el filme. Los críticos se rinden ante el vestuario creado por Colleen Artwood, ganadora de un Oscar por «Alicia en el País de las Maravillas» y dos más por «Memorias de una Geisha» y «Chicago». La diseñadora regresa de nuevo al mundo de Carroll en «Alicia tras el Espejo». «El vestuario es una parte súper importante de esta cinta, porque gracias a la textura de las telas y los colores de los diseños puedes entender la personalidad y el tono de los personajes, el nivel de fantasía de la narración. Para mí el vestuario fue una gran fuente de información durante el rodaje, porque me servía de herramienta de interpretación. Recuerdo que en mis horas libres me escapaba al departamento de vestuario a ver cómo cosían los botones, los encajes, los bordados. Colleen es una artista admirable, tiene una creatividad que no deja de sorprenderme», confesó Wasikowska en la entrevista realizada en una habitación de hotel en Los Ángeles.

A pesar del éxito, de habernos regalado personajes inolvidables en la gran pantalla como el de Ava en «Solo los amantes sobreviven» o Alicia, la actriz asegura mantener una relación complicada con la fama. «Cuando rodé 'Alicia en el país de las maravillas' me sentí exhibida como el conejo en la chistera. Mi interés por las películas comerciales se debilitó porque no me interesa volver a sentirme de ese modo. No digo que no vaya a rodarlas, pero prefiero el reto de los filmes independientes». A sus 26 años esta, joven de origen polaco y enamorada del actor Jesse Eisenberg, a quien conoció en el rodaje de «El doble», reconoce que elije sus proyectos en función del director. «En mi carrera he tenido mucha suerte. Me han dado la oportunidad de participar en películas dirigidas por grandes artistas, cineastas a quien siempre he admirado. Mi camino puede parecer atípico pero soy amante del cine de autor. Cuando surge la ocasión de trabajar con alguien como Jim Jarmusch o Gus Van Sant no la dejo pasar»

Comentarios