ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .
Paddy Breathnach: «Perugorría era el actor que yo necesitaba»
Una drag queen con la cara pintada en el Orgullo de Monterrey

Paddy Breathnach: «Perugorría era el actor que yo necesitaba»

La octava película del director irlandés, «Viva», habla sobre un joven que lucha por convertirse en drag queen

Día 10/07/2016 - 16.35h

Ayer llegó a los cines españoles la película «Viva», protagonizada por Héctor Medina y Jorge Perugorría, y dirigida por Paddy Breathnach. Esta es la octava película del irlandés, que ya ha dirigido otros filmes como «Freakdog» (2008) y «Man About Dog» (2004).

Desde ABC hablamos con él para que nos cuente sus sensaciones sobre «Viva». El irlandés se muestra satisfecho con el trabajo realizado y confiesa que pensó en Jorge Perugorría desde el principio para interpretar el papel de padre homófobo.

- Antes de grabar «Viva», su última película fue «Freakdog» (2008). ¿Por qué tanto tiempo entre una película y otra?

- Hay razones personales y profesionales. «Viva» es una película en la que empecé a pensar en el año 2003 y que había querido hacer desde hacía tiempo. Curiosamente entre finales de los 90 y principios de los 2000 me perdí un poco profesionalmente como cineasta, hacía películas simplemente porque todo el mundo tiene que trabajar para que una empresa siga viva. Cuando hice «Freakdog» empecé a reexaminar lo que quería hacer y recuerdo que un día pensé: «¿Por qué estoy haciendo esto? Esto no es lo que quiero hacer o expresar». Quería algo que estuviese más cerca de mi corazón, un trabajo de dirección diferente.

- ¿De dónde surge la idea de contar la historia de un adolescente homosexual que se dedica a arreglar pelucas en un cabaret transformista?

- Es curioso, lo que me llevó a este mundo era algo más intuitivo, no solo los temas políticos o lo que eso representaba a nivel sociológico. Lo que me interesaba era la combinación de canciones que expresan dolor, cantadas siempre por mujeres pero ahora realizadas por un hombre que deseaba convertirse en mujer.

- La mayoría de las tragedias o comedias se suelen centrar en las relaciones entre madres e hijos. ¿Por qué ha elegido esta vez la figura del padre?

- Creo que la figura del padre era ideal, ya que tendría más dificultad para aceptar la feminidad de su hijo. Por otra parte, Jesús tiene su propia identidad, y de una forma curiosa él se acerca hacia su padre y lo hace a través de las canciones que cantaba su madre.

- ¿Pensó desde el primer momento en Jorge Perugorría para la película?

- Jorge Perugorría era el actor que yo necesitaba. Era el único que yo conocía ya por «Fresa y Chocolate» (1993) y «Guantanamera» (1995), y sabía que tenía la llama actorial para hacer este papel, además de tener una masculinidad apta para el papel.

- ¿Cómo evoluciona el comportamiento de su personaje a lo largo de la película?

- Para mí Ángel no tiene lenguaje para expresar su amor por su hijo. El único lenguaje que tiene es la brutalidad, él no puede mostrar el aprecio por su hijo aunque sí lo quiera. El padre acaba aprendiendo un lenguaje y lo desarrolla para ser más completo como ser humano. De alguna forma en esa última escena antes de morir, él habla con Jesús de la noche en la que nació y dice: ?Me sentí alguien importante esa noche?. Al final de la película es como si renaciese, el hijo permite que su padre renazca como persona completa.

- ¿Cuál fue la escena más difícil grabar?

- A nivel práctico fue difícil cuando el director de fotografía se desmayó rodando y estuvimos dos días sin él. Pero en cuanto a lo emotivo, hubo complicaciones en la escena final cuando Jesús hace la canción final. Tuvimos que rodarla dos veces porque la primera vez que la rodamos, Héctor hizo una actuación muy enfadada, había mucho dolor. Yo quería eso pero también quería algo más de plenitud al final de la película. Así, la versión final es una mezcla de las dos versiones combinadas. Fue complejo.

No tuve ninguna dificultad con los actores, ellos trabajaron muy duro. Aunque una de las cosas más difíciles fue medir el desarrollo de Héctor como artista de transformismo, solo al final podemos sentir que Héctor se convierte en Viva de verdad y eso es difícil de medir.

- ¿Y su personaje preferido?

- Me gustan diferentes personajes en diferentes momentos y me gusta Ángel porque me gustan los papeles que no suelen gustar, gente que hace todo para que no nos caigan bien pero que tiene un deseo escondido por mejorar. Cuando tuve la fortuna de que Perugorría fuese el actor para este personaje, me pareció fantástico. Aunque también me encanta cuando Jesús hace su actuación final al terminar la película, porque es cuando él se siente realmente vivo y nace de verdad el personaje de Viva.

FICHA TÉCNICA

Director: Paddy Breathnach

Guión: Mark O'Halloran

Reparto: Héctor Medina (Jesús), Jorge Perugorría (Ángel), Luis Alberto García (Mama)

Música: Stephen Rennicks

Título: «Viva»

Año: 2015 (Estreno en España, 8 de Julio de 2016)

País: Irlanda

Duración: 100 minutos

Género: Drama

Idioma: Español

Estudios: Treasure Entertainment

Distribuidora: Betta Pictures

Sinopsis: «Viva» cuenta la historia de Jesús (Héctor Medina), un joven de 18 años en busca de su propia identidad y cuyo objetivo es cumplir su sueño, convertirse en una drag queen. Tras intentarlo y fracasar, aparece Ángel (Jorge Perugorría), su padre, desaparecido desde que Jesús era pequeño. Aunque al principio la película parece contar la tópica relación entre un padre homófobo y su hijo homosexual, la magia de las interpretaciones de Jorge Perugorría y Héctor Medina consigue contar una historia diferente, creíble, cercana y atrapadora.

Cuando parece que la trama no puede terminar mejor, después de que padre e hijo hagan las paces y empiecen a quererse y respetarse, Héctor Medina emociona al espectador con una interpretación final totalmente sentida y conmovedora.

Comentarios