ABC.es

HoyCinema

patrocinado por .

Jóvenes promesas que murieron en extrañas circunstancias antes de estrenar sus películas

Las misteriosas causas de la muerte de estas estrellas las han convertido en leyendas del cine

D�a 26/08/2015 - 00.00h

1James Dean

James Dean

La suya fue una carrera meteórica, en el sentido literal de la palabra, ya que en tan solo cuatro años consiguió un éxito que a muchos a lo largo de toda una carrera todavía se le resiste. Tres papeles protagónicos le bastarían para exprimir un talento que cautivaría a crítica y público.

Se convirtió en un icono cultural de desilusión adolescente, pero también en un símbolo sexual para muchos. Su prematura muerte en un accidente de coche el 30 de septiembre de 1955 cimentó su estatus de leyenda.

El accidente ocurrió mientras rodaba «Gigante», y fue con el nuevo Porsche que se compró durante la grabación de la película, bautizado como «Little Bastard» con el que se estrellaría.

A pesar de que se estableció la casualidad como causa de la muerte, muchos han apuntado a la voluntad del actor por no evitar el Ford contra el que se precipitó. De hecho, amigos y compañeros de rodaje comentaron en numerosas ocasiones que el actor vistió en su última aparición un extraño vestuario negro y a Elizabeth Taylor le encargó poco antes el cuidado de su gato.

Nunca pudo asistir al estreno de la película en la que compartía cartel con Elizabeth Taylor y Rock Hudson, pero tampoco al de «Rebelde sin Causa», que se proyectó por primera vez el 27 de octubre de 1955, casi un mes después de su muerte.

Dean ha sido el primer actor en recibir una nominación póstuma al Oscar como mejor actor y aún se mantiene como el único que ha conseguido dos nominaciones póstumas.

Comentarios